TeamEQ_Boosting Emotional Intelligence

¿Cuál es el secreto de los equipos con éxito? Aumentar la Inteligencia Emocional para evitar los conflictos en el trabajo

Minimizar los conflictos que surgen en los actuales ambientes de trabajo, caracterizados por la presión y la urgencia, es uno de los retos más recurrentes que RRHH y los consultores en liderazgo afrontan. Todos hemos experimentado la frustración, acompañada de un sentimiento de impotencia y negatividad que conllevan una mala comunicación y la falta de objetivos comunes. Por suerte, la solución es más fácil de lo que pensábamos.

Si deseas romper este círculo vicioso y reducir el número de conflictos en tu trabajo el primer paso es ser más consciente de tus emociones y reacciones ante la presión y el estrés. El segundo paso es lidiar de forma consciente con tus emociones y el tercero, considerar a las personas como personas, y no como amenazas. 

Desarrollar autoconciencia, aumentar tu control emocional y mejorar las relaciones en el trabajo requiere compromiso y práctica. A continuación encontrarás debajo de cada paso consejos prácticos que te ayudarán a desarrollarlos. 

 

1º paso: Desarrolla tu autoconocimiento.

Te recomendamos que empieces identificando aquello que te hace sentir triste, asustado o amenazado y tus reacciones inconscientes en esas situaciones. Cuanto más conozcas tus disparadores emocionales mejor podrás controlar tus emociones. 

ConsejoPractica mindfulness en el trabajo. Introducir hábitos simples en tu rutina laboral como respirar profundamente, caminar de forma relajada, y una escucha activa aumentará tu autoconocimiento y bienestar. 

 

2º paso: Practica el control emocional.

Cuando somos conscientes de nuestros disparadores emocionales estamos en una mejor posición para regular nuestras reacciones ante ellos. Podemos aprender a gestionar emociones negativas y comenzar a actuar conscientemente (en vez de reaccionar automáticamente). 

Consejo: Reserva tiempo para la reflexión personal.  La reflexión personal es de gran ayuda para mejorar el autoconocimiento y el autocontrol. Te recomendamos que empieces reservando 20 minutos al final de la semana para reflexionar. Algunas preguntas que pueden ayudarte a entender mejor tus disparadores emocionales, fortalezas y áreas de oportunidad son: ¿de qué me siento orgulloso? ¿qué haré distinto la próxima vez? ¿en qué situación me he sentido más cómoda? ¿dónde he experimentado más ansiedad?, etc. 

TeamEQ_White Paper_Cómo el COVID-19 ha afectado la inteligencia colectiva de nuestros equipos en el 2020

3º paso: Piensa de forma colectiva.

Para lograr un lugar de trabajo más colaborativo tenemos que empezar a pensar ¿cómo puedo ayudar? En lugar de ¿cómo puedo beneficiarme? Este cambio provoca una disminución del estrés y una gratificante sensación de contribución personal.

Consejo: Practica la empatía. Algunas preguntas que pueden ayudarte a comprender los puntos de vista de otras personas son: 

  • ¿Qué piensa y siente esta persona en esta situación?
  • ¿En qué somos distintas? ¿En que nos parecemos? 
  • ¿Qué puedo hacer para hacerle sentir mejor sobre la situación y sobre mi persona? 

 

El autoconocimiento, el control emocional y la empatía son necesarios para crear una experiencia laboral más saludable, productiva y colaborativa. 

Te recomendamos que los practiques a diario. Te sorprenderá cómo estos hábitos impactan también en la gente de tu alrededor. ¡Eso es lo que llamamos en TeamEQ Inteligencia Colectiva!” 

Descubre más sobre cómo TeamEQ te ayuda a mejorar tu Inteligencia Emocional subscribiéndote a nuestra Newsletter.

 

Ph: Pexels.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia.Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar